La tasa: discusión que parece eterna.

In Consejería by PAALeave a Comment


¿Qué tanto le importa China a la Fed?Pedro Alonso

Como he mencionado en Consejerías recientes y usted, amigo lector, seguramente lo ha percibido, en los mercados ha resurgido el debate acerca del momento en que la Fed iniciaría el alza de la tasa de interés. Ayer, al participar en la reunión del comité de riesgos de una institución financiera en la que soy miembro del Consejo de Administración, este tema fue parte importante de la discusión, lo que confirma su importancia en general, pero en particular para las entidades del sector financiero.

Usted quizá recuerde que mi postura sobre este asunto ha sido que no encuentro razones de urgencia para el alza de la tasa, pero reconozco que en los tiempos recientes la postura de la Fed a través de sus comunicados, minutas y ruedas de prensa me han hecho pensar que septiembre puede ser el mes cuando la tasa empiece a subir.

Desde luego que la caída de los mercados de las semanas recientes teniendo detrás los sucesos que conocemos y los que no conocemos de China y sus repercusiones, es lo que ha permitido que otra vez nos ocupemos nuevamente de la Fed y su decisión, con una diferencia: el tiempo que falta para la siguiente reunión de política monetaria. Como sea, pero pienso que sin el “síndrome chino”, pocos cuestionaríamos la posibilidad de que el alza de la tasa de interés no ocurra en septiembre.

Al “síndrome chino” no es posible evadirlo. Yo tengo mis razones para no hacerlo que he compartido con usted. La relación –del síndrome– con la tasa de interés pasa por el impacto que puede tener sobre el ritmo de actividad económica de Estados Unidos, cosa que dependería de su profundidad y expansión. La vía de transmisión obvia es el comercio exterior, en alguna medida relacionado con la tasa de cambio. Asimismo, el rendimiento de las inversiones –directas– estadounidenses en China es parte de los canales de impacto.

Y por el momento, en general tenemos poca información, de tal manera que es difícil salir del terreno de la especulación y pasar al del análisis de los hechos. Esto, también es lo que permite que las opiniones aparezcan y se cree ese ambiente de discusión. Lo que pienso es que la Fed no va a tomar una decisión por lo que pase en China o por la baja del mercado. En el primer caso, porque es difícil saber el grado de afectación y en el segundo, porque lo que pasa en el mercado, en principio es un problema de los que participamos en el mercado, no del banco central. Al final, decidirá por lo que considere mejor para la economía estadounidense, de acuerdo a los datos, como han dicho.

En los últimos días apareció en los medios un artículo –muy comentado– de Larry Summers, ex Secretario del Tesoro de Estados Unidos, cuya postura señala como un peligroso error subir la tasa de interés en septiembre. Sus argumentos son similares a los que he escrito y usado desde principios de año, cuando empezaba a decirse que la tasa subiría en abril y yo me inclinaba a septiembre o diciembre. También hubo declaraciones del director de Bridgewater, un Hedge Fund que maneja alrededor de 200 mmd, en el mismo sentido. Ambos personajes incluso mencionaron la conveniencia de retomar la práctica del “quantitative easing”, que me parece fuera de lugar.

Ayer alimentó la discusión el Presidente de la Fed de Nueva York –miembro permanente del Comité de Mercado Abierto que fija la tasa–, William Dudley, quien dijo en términos bastante vagos, que le parecía menos urgente que hace unas semanas subir la tasa en septiembre, haciendo referencia a que los riesgos derivados de los eventos de China, habían de alguna manera aumentado los riesgos a la baja de la economía estadounidense. Al final, continuó diciendo que hay que ver los datos y que la posibilidad de subir la tasa este año, sigue vigente.

Mañana se publica la segunda revisión del PIB de Estados Unidos, en el segundo trimestre, que es parte de “los datos” a que refiere la Fed, que pienso será revisado al alza. También se llevará a cabo a partir de hoy y hasta el sábado, el simposio de Jackson Hole, organizada por la Fed de Atlanta, que se realiza anualmente y que es una reunión internacional de banqueros centrales. Habrá que atenderle.

Suerte.

Leave a Comment