Así va la vida

In Consejería by PAALeave a Comment


Días interesantes los de esta semana. El jueves reunió para mí una serie de cosas que agradezco, pues me hacen poner en juego mis recursos. Muy temprano me llamo un periodista de una agencia francesa de noticias para pedir mi opinión sobre el momento del proceso electoral y mi expectativa al respecto, para un reportaje que está haciendo. Trabajé un rato en los mercados y me fui corriendo a presidir una reunión para dar el “kick off” a la implementación de un nuevo modelo de administración de riesgo operacional bancario. En medio de la reunión recibí un mensaje en el que un medio nacional me solicitaba una entrevista sobre el tema de la decisión de política monetaria de Banxico, para su noticiero de temas económicos de las 5:00 PM. Y regresé después de ello a casa, para ponerme al corriente de lo que ocurría en los mercados y enterarme de los detalles del reporte de la inflación del mes de enero, junto con el comunicado de política monetaria de Banxico, que había medio leído en el camino a casa.

A mi llegada Cristina me indicó los temas que me corresponde desarrollar para una junta que tenemos hoy viernes con un cliente en Monterrey. Me puse al tanto de mercados, inflación y Banxico e hice algunas notas para usarlas en mis tareas de la tarde / noche. Comí un plato de sopa de verduras con pasta y bebí un vaso de vino. A las 5:00 PM atendí la entrevista por teléfono y me puse a trabajar en lo necesario para la junta con el cliente regiomontano, al menos la primera parte. Y ahora escribo esta Consejería.

Cuando acabe, trabajaré en la segunda parte del asunto de Monterrey. En el camino, me he enterado de algunos chismes del futbol mexicano, de lo que hacen los mercados de Asia -todos bajan, por supuesto, más o menos fuerte- y también supe que el gobierno estadounidense tiene que cerrar parcialmente sus operaciones, pues en el Senado no pudieron ponerse de acuerdo respecto de una cuenta de gastos, antes de la medianoche del jueves. Es probable que el cierre sólo dure unas horas, ya que se espera que en las próximas horas -es la 1:00 AM en Washington, D.C.- se vote nuevamente y se apruebe lo necesario para que el gobierno funcione. Por el momento CNN ofrece algunos comentarios y una imagen bastante triste del recinto senatorial, medio vacío, con algunos senadores dando vueltas, otros sentados, otros platicando.

Así va la vida. La inflación de enero fue de 0.53% (por arriba de lo esperado que era 0.49%), lo que lleva a la inflación anual a 5.55%, después de la inflación de diciembre pasado de 6.77% anual. La baja es grande por cuestiones de aritmética ya que como usted seguramente recuerda, en enero de 2017 la inflación fue de 1.70% debido al alza de precios de la gasolina. Y sí, la inflación está bajando, pero creo que a todos nos parece que menos de lo que habíamos supuesto en buena parte del año pasado. La impresión es que la energía en general nos está semi sorprendiendo a todos, pero además, el entorno que plantea Banxico en su comunicado, da la impresión de que está igualmente preocupado, entre otras cosas por lo incierto de varios de los elementos que pueden incidir en las determinantes de la inflación -mencionan el eventual impacto en el tipo de cambio por los resultados inciertos de la negociación del TLCAN y a las elecciones en México. De hecho, Banxico hizo explícito que la posibilidad de que la inflación se acerque al objetivo de 3% anual, se alcance hasta el primer trimestre de 2019 y no a finales del presente año, como había sostenido hasta hace poco.

Y esta situación motivó un alza de la tasa de referencia 25 pb, para llevarle al nivel de 7.5% que me parece era lo que se podía esperar si hay evidencias de que la inflación está por arriba de lo esperado, sujeta a choques de oferta de bienes agropecuarios -que siguen subiendo- y de la presión que en la gasolina supone el alza del precio del petróleo, junto a la posibilidad de que la Fed juzgue necesario acelerar el alza de su tasa de referencia.

Por lo pronto, el rendimiento del TNX, volvió a subir en el mercado, cerrando en 285 pb, pero pasando por el nivel de 288 pb. Esto hizo que los mercados reaccionaron una vez más, violentamente a la baja: el S&P 500 bajó -3.8%, el Dow -4.2 y Nasdaq, 3.9%. El IPC mexicano bajó -2.3%. Como escribí hace un par de días era probable que esta situación se presentara y aún no hay elementos para decir que esto ha sido todo. Lo que tengo más a la mano, son las líneas de tendencia de largo plazo, que tanto el IPC como el S&P 500, están por alcanzar. Puede haber una oportunidad de cortísimo plazo; yo no quiero perdérmela. La buena noticia es que hoy se inauguran los Juegos Olímpicos de Invierno, en Corea del Sur. El gobierno gringo, sigue cerrado; está así desde hace dos horas y minutos. Y Asia sigue bajando, pero no mucho más.

Suerte.

Leave a Comment