Críticas de los banqueros centrales

In Consejería by PAA1 Comment


Es probable que una parte de quienes observamos los temas de política monetaria y sus eventuales impactos en el mercado financiero –además de su rol en la economía en general– no haya quedado satisfecha por las esperadas participaciones de Janet Yellen y Mario Draghi en el evento de Jackson Hole de la semana pasada, ya que ninguno hizo referencia a temas de política monetaria, como pudo pensarse, sobre todo cuando existe la expectativa sobre las decisiones que los bancos centrales que presiden podrían tomar en el futuro próximo.

No hablar de política monetaria o de temas puntuales sobre tasas de interés o reducción del tamaño del balance, en el caso de la Fed o sobre el uso de estímulos monetarios en el del Banco Central Europeo, pudo deberse a no darle motivos extra a los mercados para la especulación sobre estos aspectos, pero también, quizá, aprovechar la ocasión para hablar de temas que, al estilo de los banqueros centrales, fueron críticas dirigidas a posturas que Donald Trump ha tomado a lo largo de los meses de su mandato. En ambos casos, los discursos (que se pueden encontrar en: www.kansascityfed.org/publications/research/escp/symposiums/escp-2017) fueron como cabía esperar, dos piezas de alta calidad técnica. Vale la pena leerlos.

Janet Yellen habló sobre regulación del sistema financiero enviando un claro mensaje del riesgo que se corre si se continúa con la idea de relajarla, como son las intenciones explícitas de Trump respecto de la Ley Dodd–Frank, que se instrumentó en Estados Unidos después de la crisis financiera de 2008–2009, que derivó en la Gran Recesión que todos o casi todos recordamos, pues no fue hace tanto. En su caso, Mario Draghi habló de la apertura de la economía que, como sabemos, está sufriendo duros ataques alrededor del mundo, pero particularmente en Estados Unidos, dada la postura de Donald Trump.

Hay que decir que el título del Simposio de Jackson Hole en esta ocasión, fue “Fomentando una Economía Global Dinámica”, de modo que los banqueros centrales mencionados, dieron sus discursos en la idea de que una regulación sólida para el sector financiero y la apertura de la economía, son elementos necesarios –que no suficientes– para alcanzar la condición de dinamismo que el título del evento propone. Bienvenidas intervenciones como éstas, entendiendo que son las voces que debemos de escuchar sobre los temas que pueden poner en riesgo serio a la estabilidad económica del planeta.

Esta semana habrá información económica importante tanto en México como en Estados Unidos. En nuestro país conoceremos datos de comercio exterior hoy lunes y el próximo miércoles se publica el Informe Trimestral sobre Inflación, de Banxico, correspondiente al 2° trimestre del año. Al final de la semana se publicarán datos de la confianza empresarial y del indicador IMEF de actividad económica. En Estados Unidos, ésta es semana de datos empleo, como ocurre cada primer viernes de mes. Pero también se publicará la balanza comercial, hoy lunes, la confianza del consumidor, el martes y la segunda estimación del PIB del 2° trimestre, el jueves.

Pero creo que durante las próximas semanas tomará un primer plano en la información y en los mercados, la especulación sobre lo que la Fed vaya a hacer en su próxima reunión de política monetaria, el miércoles 20 de septiembre. Además de lo que se diga y se espere de la tasa de interés de referencia, supongo que el interés estará enfilado al asunto de la reducción del tamaño del balance que, de una u otra forma, afectará a la liquidez de la economía.

A juzgar por los futuros de la tasa de fondos federales, la probabilidad que se le otorga a un posible movimiento de 25 pb en el mes de septiembre es cero, para todo fin práctico y lo mismo ocurre para lo que puede esperarse en la reunión del 1° de noviembre –que es la siguiente. Es hasta el mes de diciembre, cuando hay una probabilidad significativa (40.9%) de que pudiera darse un alza de 25 pb. El nivel actual de la tasa es de 100–125 pb, lo que sugiere que la inquietud del mercado está en el lado de la reducción del Balance y no en el de la tasa de interés. Veremos.

Suerte.

Comments

Leave a Comment