Ahora sí, llegó el Brexit

In Consejería by PAALeave a Comment


Pues sí, como escribí en el párrafo final de la Consejería de ayer, hoy se inició formalmente el proceso de separación del Reino Unido de la Unión Europea después de 44 años de formar parte de ese bloque, esto implica acuerdos de muchos tipos: políticos, económicos, sociales, militares, de seguridad y lo que a usted se le ocurra, amigo lector.

Será un proceso de transformación para ambas partes, que de acuerdo a las reglas del Tratado de Lisboa, tiene un plazo de dos años que supongo pueden no ser suficientes para terminar las negociaciones, por lo complejo que pueden ser éstas. Espero que de ser así, encuentren la mecánica para extender el plazo lo que sea razonable. Por lo pronto y como dice la carta que firmó Theresa May, Primera Ministra del Reino Unido, lo que se espera es que las negociaciones sean por fases, sin sobresaltos y ordenadas. Francamente, creo que esto es un buen deseo que por el bien de todos, espero que sea perseguido y alcanzado.

Además de lo histórico e importante que será este proceso, pienso que será muy interesante también por el momento que atraviesa la Unión Europea, ya que como sabemos, corren aires de separación por parte de algunos de sus miembros, que al final, tienen atrás a una parte de los ciudadanos de ese grupo de países. Por ejemplo, aunque a últimas fechas Marine Le Pen, presidenta del Frente Nacional, partido por el que es candidata a la presidencia de Francia, parece haber perdido popularidad, no puede descartarse su triunfo y si así fuese, la Unión Europea vería seriamente amenazada su estabilidad. Parte del posible rumbo que tome la negociación, tendrá que ver con la unidad de los 27 miembros de la Unión Europea.

La negociación pondrá a prueba la visión de largo plazo y la inteligencia de las partes, pues sea lo que sea que ocurra, es obvio que la relación entre el Reino Unido y Europa seguirá siendo intensa y permanente. Además de los temas económicos, financieros y de negocios, que aparentemente son de los que más se habla, los aspectos migratorios, de residencia, lo militar, la seguridad y el manejo de la inteligencia, considerando la amenaza real del terrorismo, serán fundamentales para la estabilidad de esa zona del mundo. Y para el resto también.

No sé usted, amigo lector, pero yo tengo la impresión de tener más información sobre lo que se dice en el Reino Unido sobre su separación del bloque europeo, que lo que se dice al interior de éste, sobre el tema. Espero que ahora sea el momento de escuchar lo que la Unión Europea tiene que decir como grupo –y no con participaciones aisladas de sus miembros– sobre el tema, pues de esa forma, podremos tener una idea más clara de hacia dónde puede ir la historia. No es que me urja, pero me sentiría más tranquilo respecto de este asunto, si conozco las versiones de todas las partes. Imagino que en el futuro, esto del Brexit – Unión Europea será un tema recurrente en este espacio.

Hace un par de días el INEGI publicó el reporte de Indicadores de Ocupación y Empleo (IOE) al mes de febrero de este año. Más allá del dato, lo que me parece interesante de registrar es que, pensando que éste es un indicador “indirecto” del crecimiento de la economía, los datos de los primeros dos meses del año son consistentes con el dato del IGAE que apareció el lunes pasado y que mostró que en enero, la economía nacional había crecido a una tasa de 2.5% anual. Ahora, el IOE muestra que la tasa de desocupación nacional llegó a 3.37% en febrero, nivel menor al de enero (3.59%) y al del promedio del 4° trimestre de 2016 (3.53%). De hecho, es menor al promedio de las tasas de desocupación de 2016 y 2015; 3.85% y 4.4%, respectivamente.

Aun cuando es pronto para poder integrar una imagen más completa de lo que está ocurriendo en la economía mexicana en la primera parte de este año, quizá ya no suene tan extraño decir que está creciendo por arriba de la expectativa, para sorpresa de todos o por lo menos, de muchos (me incluyo). El nivel de la tasa de desocupación, por otra parte, ayuda a explicar por qué el sector de servicios se mantiene con la dinámica que hemos observado, creciendo por arriba del PIB.

Hoy jueves conoceremos la decisión de política monetaria de Banco de México. Tengo la impresión que existe una ligera tendencia en la opinión de los analistas a pensar que, en esta ocasión, Banxico no subirá la tasa de interés. Yo opino lo contrario.

Suerte.

Leave a Comment