Se retiraron

In Consejería by PAALeave a Comment


Pues sí, los “estabilizadores naturales” sí operan en el escenario político de Estados Unidos y así, el gobierno encabezado por Donald Trump retiró la propuesta del programa de salud –el American Health Care Act–, que buscaba sustituir al llamado “Obamacare” –el American Affordable Health Care Act–. Y quizá esto fue una de las debilidades y errores de la propuesta de Trump: tener como objetivo remover al “Obamacare”, en vez de procurar un programa de salud más robusto, que considerara las necesidades de la población de manera más integral, además de las diferentes posturas de los grupos con los que tiene –y tendrá– que negociar sus propuestas. Como en todo, hay que saber a profundidad en qué se mete uno.

La noticia del retiro de la propuesta se dio poco antes del cierre del mercado el viernes pasado, así que pienso que hubo poco tiempo para que reaccionaran del todo. Por lo pronto, al escribir esta Consejería, en Asia, el Nikkei de Japón baja -1.6%, el ASX 300 de Australia, en -0.48% y otros mercados como el de Shanghai y del de Hong Kong, suben 0.64% y 0.13%, respectivamente. El dólar también registra presiones bajistas contra el yen, en el orden de -0.86%.

Veremos qué ocurre hoy lunes en los mercados de Europa y América. El IPC mexicano por su parte, tuvo un buen día el viernes pasado, con alza de 0.84%, cerrando en 49,083.85, es decir, 0.3% abajo del máximo histórico, al que seguramente intentará atacar ahora, en medio de la circunstancia de la falla del “Trumpcare”. Pero tengo la impresión que se empieza a necesitar nueva información para poder sostener el impulso alcista de los mercados, pues como todo, el “Trumptrade” empieza a acusar señales de desgaste. Es lo normal.

¿Qué fallo en la propuesta? Varias cosas, como siempre. Ceo que es una mezcla de falta de experiencia y soberbia, que derivó en una mala preparación de la propuesta, técnicamente hablando, hecha con prisa (hay un dicho que dice que: “Las cosas de palacio, van despacio”; el “Obamacare” tomó algo más de un año en negociarse) y en una mala lectura de los obstáculos con que se iba a topar, principalmente dentro de la bancada republicana que, es un “no bloque” legislativo que tiene grupos diferentes entre sí, con intereses particulares y con una amplia gama de posturas.

De hecho, por lo que se dice, es justo un grupo de legisladores conocido como el “Freedom Caucus” –30 representantes–, el que hizo que no se alcanzaran los votos necesarios para poder pasar la propuesta. Asimismo, supongo que también se careció de un trabajo de cabildeo con la bancada demócrata, que al igual que la republicana, es probable que no sea un grupo monolítico. Quizá también no hubo una correcta coordinación entre la Casa Blanca y el líder de los republicanos en la Cámara de Representantes, Paul Ryan, a quien muchos responsabilizan del fracaso de Trump.

Sin duda este es un duro golpe para la administración de Donald Trump y especialmente para él. No será fácil para el autor de “El Arte de la Negociación” presumir de su habilidad negociadora después de este fracaso, pero no pienso que haya sido un golpe mortal; seguramente aprenderán de este evento. Supongo que haber retirado la propuesta del plan de salud, pueda ser una decisión táctica, pensando en la negociación del paquete fiscal, tratando de ahorrar capital político y evitar desgaste excesivo. Sobre todo, cuando es posible que lo fiscal sea más fácil de negociar con los republicanos que son proclives –siempre lo han sido– a la reducción de impuestos.

En la semana que hoy inicia, en México tendremos información sobre la actividad económica, a partir de la publicación hoy lunes del Indicador Global de Actividad Económica (IGAE) para el mes de enero y de la Balanza Comercial del mes de febrero. El martes se publicarán datos de Ocupación y Empleo del mes de febrero y el jueves, tendremos información de Política Monetaria, particularmente importante después de conocer la decisión de la Fed y los datos de inflación de la primera quincena de marzo.

En el terreno internacional, habrá que seguir de cerca el comportamiento del precio del petróleo. Por lo pronto el Brent parece haber respetado la línea de tendencia que mencioné en la Consejería del jueves pasado; habrá que ver si se sostiene en esta tónica y puede tener alguna reacción positiva, aunque sea de corto plazo. Y en Estados Unidos, sabremos las cifras finales del PIB del 4° trimestre de 2016 y, como habitualmente ocurre, habrá varias presentaciones de funcionarios de la Fed, que empezarán a “calentar”, por así decirlo, el ambiente para lo que pueda ocurrir en la reunión de política monetaria del mes de junio.

Suerte.

Leave a Comment