A la espera de la votación

In Consejería by PAALeave a Comment


Los mercados ayer tuvieron un buen día, si bien siguen dentro de la zona de consolidación que he mencionado varias veces, recientemente. El S&P 500 subió 0.47% impulsado por noticias sobre fusiones, que siempre animan al mercado pues hablan del interés de las corporaciones por mantenerse en el mercado, en el que hoy, en buena medida, se compite comprando tamaño como mecánica para hacer más eficientes las operaciones, ya que el crecimiento orgánico claramente no es suficiente para ganar la competencia global.

Por su parte, el IPC mexicano prácticamente no tuvo cambio, con reacción de algunas acciones que se habían mantenido un tanto quietas y otras, resistieron la toma de utilidades y continuaron su ascenso. La impresión que me causa es que está preparando el ascenso a un siguiente escalón, no demasiado grande, que quizá lo pueda llevar a los 49,000 puntos, o algo menos, al nivel del máximo histórico. En cualquier caso, no está tan lejos de esa meta. Reitero lo complicado que está siendo salir de esta zona de consolidación.

Tal parece, a modo de especulación, que la atención del mercado ha migrado de los temas de la tasa de interés y los resultados, al de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, ahora que sólo faltan un par de semanas para el día de la votación. Aunque muchos pensamos a partir de las encuestas que Clinton será la ganadora, con una ventaja razonable, a la vez parece que la posibilidad de triunfo de Donald Trump, por pequeña que sea, mantiene viva la polémica y los temores en caso de resultar ganador.

Hasta hace un momento, los datos de Real Clear Politics, la empresa que he usado como fuente, indican que las preferencias electorales favorecen a Clinton por 5.5%, lo que no deja de ser un tanto sorprendente pues la ventaja que ha tenido en los meses recientes, apenas se ha mantenido, cuando cabía pensar que se ampliaría en mayor medida.

Ahora bien, en el terreno de la estimación de votos electorales, Clinton aventaja claramente a Trump pues solo necesita 8 votos electorales para alcanzar los 270 necesarios para ganar, en tanto que Trump, con sus 126 votos, requiere 144 votos de los 150 en disputa para ganar la votación. No es imposible, pero casi. No queda más que esperar; a estas alturas del partido, es difícil pensar que alguna sorpresa vaya a cambiar las tendencias conocidas.

El terreno de la tasa de interés, de la que por el momento se ha dejado de hablar tanto -en parte por la proximidad de la votación-, las cosas siguen apuntando a que el próximo 2 de noviembre no pasará nada, ya que la probabilidad que el mercado otorga a la posibilidad de un alza de 25 pb en esa fecha, es de 9.3% y la que da para el 14 de diciembre, es de 67.5%, más el 6.7% que da a que el alza de la tasa sea de 50 pb, que pienso en realidad, apoya a la probabilidad de un alza de 25 pb, en diciembre. Los discursos de los funcionarios de la Fed, no necesariamente aclaran el panorama, pero siguen siendo interesantes porque son puntos de vista válidos, informados y educados respecto del tema, además que mantienen la atención hacia la política monetaria de la Fed.

Ayer se publicaron los datos de la inflación en México de la primera quincena de octubre, que resultaron en un incremento de 0.49%, lo que lleva la inflación de los últimos doce meses a 2.47% y reduce un poco la presión que mostró en el dato de septiembre, que fue de 2.97%. En el sector subyacente de la inflación, las mercancías aumentaron en 0.20% y los servicios, en 0.13%, lo que confirma la presión que el tipo de cambio ha continuado ejerciendo en los precios. Vale decir que, al momento, la inflación anual de las mercancías es de 3.97% y la de los servicios, 2.37%.

La inflación reportada en la primera quincena de octubre tiene el impacto de las tarifas de energía eléctrica que en varias zonas del país subieron como regularmente ocurre en este mes, al terminar el periodo de verano. El incremento del sector de tarifas del Sector Público, fue de 2.66%. Los productos agropecuarios que en el mes de septiembre subieron 0.35%, en la primera quincena de octubre, bajaron -0.14%, como suele ocurrir con los precios de estos bienes que responden a patrones estacionales, o a condiciones particulares de escasez o abundancia. El comportamiento de la inflación, más allá del nivel, creo que tenderá a variar en el siguiente año, por el impacto del tipo de cambio, además de lo que signifique la liberación del precio de las gasolinas, cuyo impacto tendrá que ver con lo que ocurra con el precio del petróleo en el futuro próximo.

Suerte.

Leave a Comment