Regresa el petróleo.

In Consejería by PAALeave a Comment


Siempre encontraremos alguna causa para explicar por qué los mercados suben o bajan. En el caso de ahora, es para explicar una baja. Aunque yo también busco las razones, en realidad lo hago por disciplina o por maña, pues en realidad me basta que exista una condición técnica. No necesito demasiadas razones, pero me he acostumbrado a buscarlas, entre otras cosas para poder interactuar con otros interesados en el tema; clientes, colegas o usted, amigo lector.

No todo mundo se conforma con: “llegó a la resistencia –en el caso actual- que había comentado”, o con cualquier otro argumento de este tipo o en todo caso, lo encuentran insustancial, extraño o aburrido. Y en realidad puede que lo sea, pero eso no le quita utilidad a la técnica. Como sea, pero uno aprende que la información general, la de la economía y la política, también es útil e interesante y condiciona finalmente al comportamiento de los participantes en los mercados. Y si se acomoda como es debido, permite crear un marco de actuación más o menos estable.

En esta ocasión, la baja de la que vine hablando y que ayer pareció acentuarse un poco más, sobre todo en México (el IPC bajó -0.89%, en tanto que el S&P 500 lo hizo en -0.30%), tuvo como disparador al petróleo, que después de haberse acercado a los 53 dpb -en el caso del Brent- a principios de junio, inició una baja que lo ha traído hasta el nivel de los 44.70 dpb. Quizá usted recuerde que hace algunos meses especulé con la posibilidad que el petróleo podía llegar a los 50 dpb y que ahí encontraría una resistencia, para después buscar la zona de los 60 dpb en algún momento del 2° semestre, cosa que sigo pensando que es posible.

Alrededor de los soportes y las resistencias, aparentemente una de las causas atrás de la baja del petróleo de las semanas recientes, está un incremento importante en los inventarios de gasolina en los Estados Unidos de cara a la temporada de vacaciones, que según las estadísticas, es el mayor monto acumulado en los últimos veinte años. A esto se suma la percepción de un menor crecimiento global, a partir del “Brexit”, como de hecho lo ha pronosticado el Fondo Monetario Internacional.

Varias veces en los meses anteriores escribí que el petróleo se había convertido en la principal, o al menos la más visible “fuerza guía” en los mercados, opinión que se vio debilitada con el alza “post – Brexit”, sin embargo me queda claro que el petróleo sí está incorporado como una variable importante en los modelos de estimación de utilidades de las empresas del sector de la energía, que no son sólo –obviamente- las que se dedican a la extracción y la refinación de hidrocarburos. De hecho son una amplia gama de actividades la que está alrededor del petróleo, por lo que el comportamiento de su precio sí incide en los precios de las acciones de las emisoras involucradas en tales actividades y en consecuencia, también hace impacto en la estimación que se tenga del S&P 500. Así, esta baja del precio del crudo, quizá induzca a la corrección de los mercados accionarios que he comentado varias veces en este espacio.

En México, o en todo caso en los precios de las acciones mexicanas, la baja del petróleo tiene un efecto indirecto, a través del tipo de cambio, que ayer se depreció hasta 18.76 pesos por dólar; en la última semana la depreciación ha sido de casi 2.0% y sin duda esto causa al menos inquietud, en el mercado, que además aprovecha las posibles utilidades que se generaron con el alza tenida desde finales de junio, para decidir vender.

Como escribí en Consejerías recientes, ahora, lo importante es el soporte. Para el petróleo, puede encontrarle alrededor de los 44 dpb, pero creo que puede llegar incluso a los 43.30, por lo pronto. El IPC y el S&P 500, creo que buscarán los niveles que he mencionado recientemente y que son los de las resistencias que detuvieron los intentos de alza previos: 46,300 para el IPC y 2,120 / 2,140 para el S&P 500. Hoy, cuando usted lea esto es probable que ya se conozca el IGAE del mes de mayo. Ojalá esté en la zona de 2.5%.

Suerte.

Leave a Comment